viernes, 20 de julio de 2012

Tekken (Live Action movie)

                   Hace poco, hablaba de la mala suerte que ha sufrido el mundo de los videojuegos en el cine, y ponía varios ejemplos de ello. Hoy traigo uno más, bien analizado de arriba a abajo. Es, además uno de mis juegos favoritos, Tekken. Habiendo jugado a todos los tekken del 1 al 6 y al Tekken Tag Tournament, me considero un humilde conocedor de la saga y así me dispuse al visionado de la cinta. Pero no os preocupéis, tanto si sois fans de la saga como si no, he pensado en todos y he dividido la crítica en dos partes. Una, analizando la película como un friki admirador del videojuego y otra analizada desde el punto de vista de una moderna engreída con un blog un crítico ocasional de cine. No hay spoilers.

-      Punto de vista del jugador de Tekken:
¿Pero qué puta mierda de adaptación es esta? Han cogido la historia de tekken y, quitando un par de puntos clave, se la han pasado por el forro. El único punto positivo de la historia es que se hayan ahorrado el tema del gen diablo y sólo se utilizara como metáfora anecdótica y guiño a los aficionados. Pero de resto, todo mal. No queda claro por qué se celebra el torneo ni por qué es Heihachi el organizador.
Esta imágen de Christie Monteiro, mostrada varias veces a lo largo
 de la peli, es una metáfora de la calidad de la misma
         Respecto a los personajes, he de decir que cualquier parecido con los del videojuego es pura casualidad, sólo han respetado las nacionalidades (los chinos son chinos). El único caso de personaje que coincide con su homónimo de videojuego es el de Anna, una zorra random que anda por ahí y de vez e cuando hace o dice algo. Han clavado su finalidad en el juego. De resto son todos caricaturas, comenzando por Nina, mi favorita, a la que han convertido en una Anna 2 y se han cargado su mala leche y su personalidad del videojuego. Seguimos con Raven, que aunque hallan utilizado el traje que usa en el juego (encima el más horrible de los dos, que no es un traje sino una venganza) no tiene nada en común con el espía que es en la versión videojueguil.
Lo que hay que hacer para ganarse la vida
         Pero donde más se nota es en los protagonistas ¿ese es Jin? ¿Ese es Kazuya? ¿Qué lleva Heihachi en la cabeza? ¿Por qué Marshall Law hace luchas callejeras? ¿No podían haber usado a Paul, que por lo menos él sí hacía peleas callejeras? En fin, muchos personajes aparecen en pantalla sólo para que los fans digan: “Mira es no se quién” y luego sea masacrado por algún protagonista. No es que el juego tenga una gran historia pero parte de la mitología de Tekken se basa en las relaciones entre los hombres de la familia Mishima, algo que se toca de manera muy superficial y tópica en la película, saliendo especialmente perjudicado Heihachi (pobre Cary-Hiroyuki Tagawa, encasillado en los malos de videojuegos, ya hizo de Shang Tsung en Mortal Kombat) cuya personalidad queda completamente diluida y rebajada. Nada que ver con la película de animación, que sí está hecha por los responsables del videojuego y tiene cierta coherencia, pero esa, es otra historia. Como jugador de Tekken, me sentí violado y sodomizado con esta aberración live action y deseo que los productores hayan quedado en la ruina más nauseabunda tras ello.
-      Punto de vista de un cinéfilo:
¿Pero qué puta mierda de película es esta? No hay por donde cogerla, los diálogos parecen sacados de un manual de frases simples para extranjeros en plan hola, qué tal, soy X, ¿Follamos?, voy a ganar el torneo, me duele, mi nombre es Iñigo Montoya tú mataste a mi madre prepárate a morir. Una basura vamos.
¿No se supone que Anna es una pija
glamourosa? ¿Por qué le hacen esto?
Los trajes de los actores son sacados de un almacén de disfraces de los años 80. El plasticucho del “todo a 100”  de los chinos de la esquina parece el material principal que se ha usado en su confección. Los actores son pésimos, en su mayoría porque son artistas marciales, no actores. Sobre todo ese Jin que va de tío majo que lucha por la justicia y que hace que las bragas caigan a su paso (aunque en la película se va con un buen dolor testicular porque ninguna cae del todo) Nos lo deberían de compensar de otra forma, peleando ¿no?
Se supone que ésta es una película de artes marciales, pero en las escenas de combate, donde tendrían que darlo todo, el ¿director? muestra su incompetencia. Casi no podemos ver los golpes ni las técnicas que utilizan los luchadores. Durante estas escenas el cámara parecía estar teniendo un orgasmo (le debían de poner mucho las peleas) porque la imagen no para de moverse: vemos a uno lanzando puños al aire, la cara de uno, a dos rodando por el suelo, una cara de dolor, una tía buena, una cara que no viene a cuento. Vamos una cochinadita de peli de artes marciales, con unas coreografías de combate más propias de una maldita peluquera que de artistas marciales profesionales.
¿Quiere decir esto que los especialistas son malos? Para nada, de muestra una comparación (que son odiosas pero necesarias). En este primer video dejo una de las peleas que más vergüenza ajena dan: Eddy vs Priscila reina del desierto Raven. La calidad es muy mala, lo siento, pero para lo que hay que ver con esto me vale.

Por otro lado tenemos una escena de la película Thay Dragon en la que vemos un combate entre Tony Jaa y Lateef Crowder, que hace de Eddy en Tekken. Lateef usa el mismo estilo (Capoeira) pero las diferencias son notables, no sólo hacen una de las mejores coreografías que he visto de un combate, sino que además la escena está muy bien rodada artísticamente hablando.

Vamos, que la culpa no es de los actores especialistas de combate, que ellos ya sufren bastante con lo suyo. En resumen, si no te gustan las pelis de acción o artes marciales huye a toda marcha en dirección contraria y, si encuentras una copia de esta cinta, destrúyela. Harás un gran bien a la humanidad. Si, por el contrario, sí te gustan este tipo de películas, no pierdas el tiempo, Hong Kong y Tailandia pueden ofrecerte cosas mucho mejores en cine de artes marciales. Si aun así desoyes mis consejos y la ves, me darás la razón, acabarás con mal sabor de boca.
Puntuación: 1,5 (las he visto peores)
La próxima hacedla vosotros muchachos!


2 comentarios:

  1. No será pa tanto... la voy a ver... QUE NO! que tiene una pinta... sólo con ver en yutus la pelea de Christie contra Nina donde se dan simplemente cuatro piñas mal dadas y se llaman bitch... menudo desastre destrozar a esas dos grandes del juego

    FANS De ponerle un Tag que sea de Maldita Peluquera

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, pero habrás entrado a ver el enlace no?

      Eliminar